Dos casos de linaje impecable

Aston Martin DBS 770 Ultimate Lineage brinda pura excelencia. Representa el nivel más exquisito para la firma británica. Está equipado con la versión más poderosa del espectacular V12

La reputación de Aston Martin es envidiable. Como marca ganó las 24 Horas de Le Mans de forma absoluta (que es la más importante) en 1959 con el deportivo AMR1 conducido magistralmente por Roy Salvadori y nada menos que Carroll Shelby (sí, el de los Mustang y el de la película Ford vs Ferrari) que llegaron con una vuelta de ventaja sobre otro AMR1 en segundo lugar y de ahí, 25 vueltas por delante del tercer puesto. Un logro increíble en cualquier época.

No hay que olvidar que es el auto preferido por el agente menos secreto de la historia y sus nada escasas compañeras femeninas, desde su primera película Dr. No de 1962; si bien tuvo algunos deslices automotrices con BMW, Lotus y algunos otros, siempre vuelve a algún Aston Martin según la época que esté viviendo el eterno agente 007.

El Aston Martin DBS 770 Ultimate Lineage representa lo más alto, el nivel más exquisito para la firma británica y, por esta razón, está equipado con la versión más poderosa del no menos espectacular V12, que jamás ha pasado por las puertas de la fábrica de Gaydon, Inglaterra. Como indica la descripción del modelo, entrega 770 caballos de fuerza.

Motor poderoso

Por supuesto, para colocar ese increíble motor era necesario revisar y mejorar cada punto del DBS. El diseño exterior fue revisado no sólo para refinar la estética, sino también para optimizar el rendimiento aerodinámico y las demandas de enfriamiento del poderoso motor V12 turbocargado de este modelo.

La suspensión y demás ajustes del chasis fueron igualmente mejorados para ofrecer la mejor experiencia de conducción jamás vista en un Aston Martin de producción; sin embargo, solo habrá 499 ejemplares del DBS 770 Ultimate, 300 Coupes y 199 Volantes, es decir, descapotables.

Lo mejor de la ingeniería de Gaydon fue volcada en este auto, al igual que el área de diseño y acabados. Por dentro, el DBS 770 Ultimate deslumbra con una amplia variedad de nuevos elementos de diseño que lo distinguen, sin perder el ambiente tradicional del DBS de la presente generación.

Interior especial

Obviamente, este DBS 770 Ultimate debía tener un interior muy especial, el cual comienza con un par de asientos Sports Plus tapizados en suave cuero teñido y Alcantara, con un acabado “estriado” y un patrón perforado. La personalización es una forma de hacer al DBS 770 Ultimate aún más único. Tiene acabados a medida, con colores contrastantes a pedido vinculados al ribete y las costuras de la vestidura. Tras el volante encontramos levas para cambio manual de velocidades, realizadas en fibra de carbono.

Un auto así merecía un reloj que estuvieraa la altura. Y, por supuesto, en British Racing Green, el color deportivo de Inglaterra, asignado en la Copa Vanderbilt en el amanecer del deporte motor. Ahí es donde entra la manufactura Girard-Perregaux, que creó un reloj muy especial para esta colaboración.

Laureato Green Ceramic Aston Martin Edition

La manufactura suiza fundada en 1791 es conocida por su alto nivel de relojería y por su diseño innovador, además de elegante, contemporáneo y notable. Todo queda patente en el diseño del Laureato Green Ceramic Aston Martin Edition para el cual se tomaron elementos cruciales inspirados en la historia de los autos Aston Martin. 

Destacan las manecillas de horas y minutos tipo esqueletadas, ligeras y de estilo funcional. La carátula del reloj está decorada con un acabado guilloché que emula la textura del logotipo original del logotipo de AM usado entre 1921 y 1926. Ese mismo patrón se encuentra también en el terminado acolchado de los asientos de algunos de los vehículos de mayor rendimiento de la firma.

El nuevo Laureato Green Ceramic Aston Martin Edition toma en cuidadosa consideración todos esos elementos. Los combina con los detalles atemporales del Laureato original que fue presentado en 1975. A diferencia de ese original, se empleó cerámica de alta tecnología para el brazalete integral y la caja. Tomaron la decisión de ofrecer esta pieza en dos tamaños de caja: 42 milímetros y 38 milímetros. En ambas versiones se trata de ediciones limitadas. Autos y relojes, dos pasiones que están más cerca de lo que parece.

Carlos Matamoros

Recibió su primer reloj a los siete años, aprendió a cuidarlo y desde ahí ya no hubo vuelta atrás. Gracias a la carrera espacial y a las de autos, su pasión se dividió entre las máquinas que miden el tiempo y las dedicadas a vencerlo.

Artículo anterior

Personalidad inconfundible

Siguiente artículo

ÁNGULO PEYRELONGUE – TOURBILLON SPORT ELEGANT

Notas relacionadas
Leer más

Todoterreno de pasarela

Range Rover Evoque tiene un enfoque más urbano y un sistema de infoentretenimiento premium. Podrá verse en SIAR Summer Experience que se celebrará del 11 al 13 de junio en CDMX
Leer más

Fusión de pasiones

Un Jaguar XKE Coupé y un Franck Muller para recorrer el Rally Maya

MANUEL MARTÍNEZ

Director editorial

Me gusta encontrar y contar historias, desde hace 15 años con la relojería, el estilo de vida y el lujo como telón de fondo. Las revistas siguen siendo mi debilidad, así que en Tiempo de…

Alma Delia Pacheco

Directora comercial relojes

Heredé el gusto por los relojes desde niña y profesionalmente por el diseño. Desde hace 21 años estoy en este fascinante sector relojero, trabajando de la mano junto con las marcas haciendo estrategias comerciales y de marketing.

KEVIN GONZÁLEZ

Diseñador digital y multimedia

Geek millennial, amante de la tecnología. Ing. en comunicación multimedia, llevo los relojes mecánicos a la dimensión digital. Siempre al tanto de las tendencias tecnológicas.

LESLIE LÓPEZ

Director editorial

Lector antes que editor. Planté un limonero y escribí un libro. Espíritu deportivo para templar el ánimo. Ldo. en Filosofía (Univ. de Sevilla) y Máster de Periodismo (Complutense de Madrid).

CARLOS ALONSO

Director general

Los contenidos en evolución son su razón de ser sin que importe el soporte. “La vida y la relojería, donde se ha especializado por más de 30 años, no son nada sin contenido”. Después de que los soportes hayan vivido una revolución tecnológica es momento de volver a defender el buen periodismo como una necesidad general.

ANDRÉS MORENO

Redactor

Decía Antonio Machado que el hacer las cosas bien importa más que el hacerlas. Me he guiado por esta máxima durante casi veinte años que llevo escribiendo de relojes. En mi mano está hacerlo del modo más ameno posible.
Total
0
Share