Hermès se desnuda de nuevo

Un nuevo objeto para dar rienda suelta a la fantasía. La filosofía del tiempo de Hermès toma sentido en un nuevo guardatiempo. La casa francesa recupera la versión esqueletada de su Arceau. Y lo hace con la sutileza erótica de jugar con el tiempo entre la luz y la sombra, lejos de las primeras versiones de su pieza esqueletada y de aquella edición especial Squelette Sellier con esfera esmaltada de oro blanco y el grabado a mano en los puentes del movimiento que reflejaba el trenzado y la costura realizada por los artesanos del cuero de la firma.

Siempre con el diseño original de la pieza de 1978 de Henri d´Origny, este Arceau Squelette mantiene su asimetría de asas y presenta nueva esfera negra degradada con mayor transparencia en el centro. El corazón se exhibe bajo un cristal de zafiro ahumado que desvela su movimiento de cuerda automática.

Luces y sombras donde cohabita la arquitectura mecánica. El nuevo guardatiempo llega en una caja de 40 mm de líneas depuradas que muestra minutería perlada y cifras árabes plateadas y caladas en la esfera. Tipografía inclinada que evoca un caballo al galope. Entre sus detalles estéticos, puentes y ruedas de color antracita y masa oscilante calada. El diseño de las agujas de las horas y los minutos son realmente finos. Es un diálogo estético con las cifras abiertas para depurar la sensación de la ligereza del tiempo.

Arceau Squelette es estanco a 30 metros de profundidad. Puede combinarse con correas de aligátor confeccionada en diversos colores por los artesanos de Hermès Horloger. La maison francesa continúa convirtiendo objetos del tiempo en privilegiado cómplice de mano artesanal. Práctico y funcional, Hermès da vida al tiempo con un nuevo Arceau sofisticado y de elegante sobriedad.

Tiempo de Relojes

Artículo anterior

La alianza estelar se renueva

Siguiente artículo

El factor sorpresa es retro

Notas relacionadas

Alma Delia Pacheco

Directora comercial relojes

Heredé el gusto por los relojes desde niña y profesionalmente por el diseño. Desde hace 21 años estoy en este fascinante sector relojero, trabajando de la mano junto con las marcas haciendo estrategias comerciales y de marketing.

SANDRA GUERRA

Coordinadora de Eventos

Ingeniera industrial que encontró en la relojería las máquinas ideales para articular experiencias, arte y creatividad en un engranaje impulsado por personas extraordinarias. Más de 88,600 hrs. de vuelo en estrategia y…

KEVIN GONZÁLEZ

Diseñador digital y multimedia

Geek millennial, amante de la tecnología. Ing. en comunicación multimedia, llevo los relojes mecánicos a la dimensión digital. Siempre al tanto de las tendencias tecnológicas.

LESLIE LÓPEZ

Director editorial

Lector antes que editor. Planté un limonero y escribí un libro. Espíritu deportivo para templar el ánimo. Ldo. en Filosofía (Univ. de Sevilla) y Máster de Periodismo (Complutense de Madrid).

CARLOS ALONSO

Director general

Los contenidos en evolución son su razón de ser sin que importe el soporte. “La vida y la relojería, donde se ha especializado en los últimos 25 años, no son nada sin contenido”. Después de que los soportes hayan vivido una revolución tecnológica es momento de volver a defender el buen periodismo como una necesidad general.

CARLOS MATAMOROS

Colaborador Autos
Recibió su primer reloj a los siete años, aprendió a cuidarlo y desde ahí ya no hubo vuelta atrás. Gracias a la carrera espacial y a las de autos, su pasión se dividió entre las máquinas que miden el tiempo y las dedicadas a vencerlo.

ANDRÉS MORENO

Redactor

Decía Antonio Machado que el hacer las cosas bien importa más que el hacerlas. Me he guiado por esta máxima durante casi veinte años que llevo escribiendo de relojes. En mi mano está hacerlo del modo más ameno posible.
Total
0
Share