fbpx

La maravillosa ironía del anti-Apple Watch con diseño de Apple Watch

El reloj que ven aquí no es un homenaje de H. Moser & Cie. a Apple ni mucho menos una declaración de guerra. Después de todo, como dijo Jean-Claude Biver a Tiempo de Relojes antes de presentar el TAG Heuer Connected en noviembre pasado, no tiene caso tratar de competir con Apple «porque si competimos con ellos, nos aniquilan. Ni siquiera debemos pensar en Apple».

H. Moser & Cie. suscribe la primera parte de la afirmación de Biver, pero no la segunda. Así que la empresa encabezada por el joven Edouard Meylan ha optado por sí pensar en Apple y darle una maravillosa bofetada con guante mecánico al Apple Watch y, de paso, a buena parte de la industria relojera suiza de la que forma parte.

Esta pequeña pero respetada firma independiente acaba de anunciar el lanzamiento del Swiss Alp Watch, un reloj con una caja de oro blanco de 18 quilates cuyo diseño está descaradamente inspirado en el Apple Watch (de hecho, algunos sitios de internet ya se preguntan cuál será la reacción de Apple ante esto; pronto lo sabremos, aunque cabe la posibilidad de que no haya reacción alguna).

Por lo que toca al resto del producto, H. Moser & Cie. se ha asegurado de que reúna lo mejor de la tradición y el oficio relojeros, como la increíble esfera fumé —analógica y no digital, por supuesto— con motivo rayos de sol característica de la marca, el calibre mecánico 100% Swiss Made ensamblado y decorado a mano, la reserva de marcha de más de cuatro días y la correa de piel de kudú cosida a mano. ¿Su precio? 24,900 dólares.

HMoser&Cie-post1
La caja del Swiss Alp Watch es de oro blanco de 18 quilates y mide 38.2 x 44 x 10.3 mm. Cristal de zafiro y corona enroscada adornada con una «M». Esfera fumé con motivo rayos de sol, índices aplicados, agujas de las horas y de los minutos en forma de hoja, y pequeño segundero a las 6 horas. Correa en piel de kudú cosida a mano con forro de piel color verde Moser y hebilla ardillón de oro blanco. Limitado a 50 ejemplares.

¿Se están pasando de listos o de irónicos los Meylan, propietarios de H. Moser & Cie. desde 2012? Nosotros pensamos que no. Primero, porque el Swiss Alp Watch es simplemente impecable y quizá desde ya mismo un reloj de colección, pues sólo se producirán 50 ejemplares. Y segundo, porque nos gustan las razones detrás de la decisión de fabricar este guardatiempo.

«Crecí en el corazón de los Alpes Suizos, en una familia de relojeros que se remonta a varias generaciones», dice Edouard Meylan en el boletín de prensa. «La relojería suiza forma parte de nuestra herencia, una herencia que ha hecho frente en el pasado a importantes retos. Mi padre sobrevivió a la crisis del cuarzo y habla a menudo de esta difícil época, en la que los relojeros unieron sus fuerzas por una causa común. H. Moser & Cie. presenta hoy el Swiss Alp Watch, una declaración de principios ante este nuevo desafío [el smartwatch] que demuestra que la relojería mecánica tradicional tiene futuro y es, de hecho, el futuro.»

El Swiss Alp Watch es un símbolo, según Edouard. «Representa nuestra resistencia, nuestra decidida intención de luchar por nuestros valores y tradiciones. Representa todo aquello en lo que creemos».

HMoser&Cie-post2
Movimiento calibre HMC 324 de carga manual con 27 rubíes, frecuencia de 18,800 alt/h y cuatro días de reserva de marcha. Parada de segundero, dentado Moser en todas las ruedas y piñones, escape Moser intercambiable, Straumman Hairspring con espiral Breguet estabilizada, áncora y rueda de escape de oro, e indicación de la reserva de marcha en el fondo.

H. Moser & Cie. tiene 50 empleados y fabrica 1,200 relojes al año. No es la primera vez, ni será la última —en la relojería o en cualquier otro campo—, que un independiente, un David entre los Goliat del mundo, toma una posición aleccionadora para quienes lo rodean. Dice la marca: «Frente a la amenaza de estos pesos pesados [los gigantes de la industria de la electrónica], una empresa de relojería suiza tiene diferentes formas de reaccionar. Puede no hacer nada, actitud que están adoptando la mayoría de marcas de relojería; puede adoptar un enfoque oportunista a corto plazo que combine tradición y tecnología o, por último, puede luchar por los valores que sustentan su reputación de varios siglos de relojería suiza». H. Moser & Cie., claro, se ha inclinado por esta última estrategia.

GMT-HM-post13
Edouard Meylan, CEO de H. Moser & Cie., durante un encuentro con Tiempo de Relojes en Zúrich, Suiza.

Puede sonar dramático o hasta exagerado, aunque H. Moser & Cie. ha sabido darle un muy agradable toque de humor a su cruzada. El lanzamiento del Swiss Alp Watch viene acompañado de un video de presentación con el mismo estilo de los vídeos de Apple. En él se escucha la voz de Edouard Meylan que dice lo siguiente:

«Queremos presentarles el Swiss Alp Watch, un dispositivo totalmente único que es el resultado de más de 200 años de investigación y desarrollo. El Swiss Alp Watch no solo permitirá que vuelvas a conectarte con la gente, sino que puede cambiar el mundo. No requiere de ninguna actualización. Nuestra tecnología 100 por ciento suiza ha sido la referencia durante siglos. ¿Se agota la reserva de marcha? Nuestra revolucionaria fuente de poder ofrece más de 100 horas de autonomía en la punta de tus dedos, en cualquier lugar, en cualquier momento. Para nuestros ingenieros, menos es más. El Swiss Alp Watch tiene una ergonomía de vanguardia, una interfaz simple e incluye la aplicación más esencial para tu posesión más valiosa: el tiempo. Sin teléfono ni mensajería, no ofrece la opción de enviar dibujos o compartir la frecuencia cardíaca. El Swiss Alp Watch cambiará tu vida. Te permitirá volver a conectar con la gente saliendo a la calle, reuniéndote con tus amigos y pasando tiempo con tus seres amados.»

La última frase, que resume a la perfección las geniales intenciones detrás del Swiss Alp Watch, la dejamos en inglés a propósito: «Get a life! Upgrade to a mechanical watch.» ¡Bravo, H. Moser & Cie.! (Por Manuel Martínez Torres)

No Comments Yet

Comments are closed