imagen frontal del Bubble X Ray

Vuelve Corum Bubble, el reloj más irreverente

El Corum Bubble es uno de los relojes más originales y divertidos del siglo XXI. Una edición limitada con la imagen de una calavera luminiscente celebra los 21 años de su lanzamiento.

Una grata sorpresa para los aficionados a la relojería más creativa y divertida. Corum recupera su genial Bubble en su 21 aniversario, la edad que antiguamente marcaba el paso a la etapa adulta. Es muy posible que el Corum Bubble sea uno de los diseños más reconocibles del siglo XXI. A diferencia de otros iconos modernos, estamos ante un reloj que deja de lado la parte mecánica para centrarse en el diseño, ¡pero qué diseño!

Hagamos un poco de memoria antes de hablar de esta novedad. El Bubble fue presentado por Corum en la feria de Basilea del año 2000. Fue una creación personal de Severin Wunderman, el empresario estadounidense de origen belga que había comprado la firma aquel mismo año. Para aquellos que no conozcan la trayectoria de Wunderman, recordarles que hablamos de uno de los grandes nombres de la relojería moderna. Genial e irreverente, Wunderman supo trasladar su pasión por el arte al mundo de los relojes con un extraordinario éxito. Primero lo logró con Gucci, cuyas ganancias como directivo le permitieron cumplir el sueño de adquirir Corum. 

Primera imagen del Bubble en el año 2000
Primera imagen del Corum Bubble, presentado en la feria de Basilea del año 2000.

La firma de La Chaux-de-Fonds se había caracterizado hasta entonces por una vena creativa que llevó a convertirla en un gran referente de la relojería de los años setenta. Wunderman recuperó esa faceta imaginativa de Corum y la potenció como creaciones como este Bubble. La originalidad del reloj se centra en su abombado cristal de zafiro en forma de bóveda. Su creador citaba como principal fuente de inspiración “un reloj de buceo de los años 60”, ahorrándose el nombre de la marca de dicha pieza. Aunque no hace falta ser un experto en la materia para reconocer en el Bubble las formas del mítico Deep Sea Special Prototype que Rolex empleó en su colaboración con los submarinistas del batiscafo Trieste. 

El reloj del pecado

El cristal abovedado marca la personalidad del Bubble y también su estética. Cualquier elemento de la carátula queda distorsionado ante nuestros ojos a causa de la enorme curvatura de su superficie. Lejos de suponer un problema, esta particularidad del reloj ha sido aprovechada por los diseñadores para potenciar la originalidad y componente irreverente del reloj. De este modo, las carátulas más tradicionales dieron paso a curiosas, divertidas y, todo hay que decirlo, provocativas ilustraciones en las que no han faltado referencias al sexo, la muerte y el dinero

Bubble Lucifer de 2003
Un reloj para los amantes del pecado. Bubble Lucifer, lanzado por Corum en 2003.

Severin Wunderman falleció en 2008 a la prematura edad de 69 años. Su desaparición hacía presagiar un paulatino ocaso del Bubble en el catálogo de Corum en beneficio de otras referencias más acordes con los nuevos tiempos. También es verdad que una total desaparición del reloj hubiera supuesto una puerta importante del actual ADN de la marca. Así lo vieron sus actuales responsables, que en 2015 apostaron por su vuelta a la actualidad con el mismo carácter divertido e insolente que tuvo en sus inicios. Esta nueva referencia confirma que aún tendremos Bubble para rato. 

Calavera luminiscente

Presentado en edición limitada de 88 piezas, el X Ray mantiene las características técnicas de las entregas más recientes de la colección. Estamos ante un reloj grande que no pasa desapercibido. La caja de acero negro se va hasta los 47 milímetros de diámetro, con una altura de nada menos que 18.50 milímetros debido a la curvatura del cristal. El calibre es un movimiento automático con las indicaciones horarias básicas. Quien quiera complicaciones ya tiene otras referencias de Corum para elegir. 

Frontal de la edición especial X Ray con luz
La calavera ha sido un tema recurrente en el Bubble a lo largo de sus 21 años de trayectoria.

La carátula recupera la calavera, uno de los temas preferidos del propio Wunderman para sus relojes. La originalidad en esta ocasión reside en el uso de una pintura luminiscente que hace brillar su imagen cuando el reloj se encuentra en la oscuridad. Un efecto muy similar al producido por los Rayos X que dan nombre al reloj. Un efecto visual que explica bien por qué el Bubble es un reloj que no deja indiferente a nadie. 

Frontal de la edición especial X Ray
El Corum Bubble X Ray destaca por la pintura luminiscente usada en la decoración de la carátula.
Ficha tecnica

FICHA TÉCNICA

Corum Bubble X Ray

    
Movimiento:
   
Calibre automático CO 082 con 42 horas de reserva de marcha.
   
Función:
   
Horas, minutos y segundos.
   
Caja:
   
Acero con PVD negro, 47 mm. Hermeticidad 100 m.
   
Carátula:
   
Latón y discos de zafiro con dibujo de calavera luminiscente.
   
Correa:
   
Negra con costuras luminiscentes y forro de caucho, hebilla ardillón de acero negro.
   
Versiones:
   
Edición de 88 piezas.
Artículo anterior
Ilustración Relojería Sustentable

Tiempo de CAMBIAR: por una relojería sustentable

Siguiente artículo

54 razones para amar #onlywatch2021

Notas relacionadas

Alma Delia Pacheco

Directora comercial relojes

Heredé el gusto por los relojes desde niña y profesionalmente por el diseño. Desde hace 21 años estoy en este fascinante sector relojero, trabajando de la mano junto con las marcas haciendo estrategias comerciales y de marketing.

SANDRA GUERRA

Gte. de planeación y desarrollo

Ingeniera industrial que encontró en la relojería las máquinas ideales para articular experiencias, arte y creatividad en un engranaje impulsado por personas extraordinarias. Más de 88,600 hrs. de vuelo en estrategia y…

KEVIN GONZÁLEZ

Diseñador digital y multimedia

Geek millennial, amante de la tecnología. Ing. en comunicación multimedia, llevo los relojes mecánicos a la dimensión digital. Siempre al tanto de las tendencias tecnológicas. Mi mantra: "Más que transformación, maduración digital".

LESLIE LÓPEZ

Director editorial

Lector antes que editor. Planté un limonero y escribí un libro. Espíritu deportivo para templar el ánimo. Ldo. en Filosofía (Univ. de Sevilla) y Máster de Periodismo (Complutense de Madrid).

CARLOS ALONSO

Director general

Los contenidos en evolución son su razón de ser sin que importe el soporte. “La vida y la relojería, donde se ha especializado en los últimos 25 años, no son nada sin contenido”. Después de que los soportes hayan vivido una revolución tecnológica es momento de volver a defender el buen periodismo como una necesidad general.

CARLOS MATAMOROS

Editor Podcast
Recibió su primer reloj a los siete años, aprendió a cuidarlo y desde ahí ya no hubo vuelta atrás. Gracias a la carrera espacial y a las de autos, su pasión se dividió entre las máquinas que miden el tiempo y las dedicadas a vencerlo.

ANDRÉS MORENO

Redactor

Decía Antonio Machado que el hacer las cosas bien importa más que el hacerlas. Me he guiado por esta máxima durante casi veinte años que llevo escribiendo de relojes. En mi mano está hacerlo del modo más ameno posible.
Total
0
Share