fbpx

TAG Heuer inicia una nueva era de Autavia

Después de celebrar el 50 aniversario de la colección, la casa relojera forja un nuevo camino para la línea Autavia. Estos relojes que a inicios de los años 60 innovaban con materiales como el carbono y que también fueron un ícono reconocido en las pistas de carreras, ya que se usaban como un instrumento de medición de tiempo ahora van por un nuevo protagonismo.

Hoy TAG Heuer se inspira en los instrumentos de la cabina de mando de los aviones y los autos para darle personalidad propia a su nueva colección y unirse así a sus líneas Carrera, Monaco, Formula 1, Aquaracer y Link. Ahora Autavia se presenta en siete piezas que buscan transmitir un espíritu aventurero, característico de la serie original.

 

Esta nueva línea se ensambla en una caja de 42 mm de acero, que se inspiró en la primera generación de Autavia, así como sus tres agujas y asas biseladas con detalles de diseño de los años 60. Su bisel es bidireccional con escala de 60 minutos en tres variantes: cerámica negra, azul o acero inoxidable que realzan el aspecto deportivo del reloj.

El Isograph es un compuesto de carbono en espiral desarrollado en el Instituto de Investigación de LVMH

Para continuar con la línea original, sus coronas se mantienen de gran tamaño que evocan a los relojes de pilotos de carreras de autos, que necesitaban un amplio campo para observar el tiempo en sus relojes, debido a los guantes que usaban para proteger sus manos.

Los índices y las agujas de las horas, los minutos y los segundos tienen un revestimiento SuperLuminova®, que permite la legibilidad de sus en la oscuridad, la visibilidad en todo momento no deja de ser importante. Su esfera está adecuada en negro, gris o azul, y tiene con una ventanilla de fecha a las 6 en punto.

El corazón que hace latir esta edición es un calibre Calibre 5 automático con espiral Isograph de fabricación propia, con certificado de cronómetro, 25 rubíes, volante con una frecuencia de 28, 800 p/h y una reserva de marcha de 38 horas.

En bronce

Además se presentan dos versiones con caja de 42 mm en bronce y un bisel giratorio bidireccional en cerámica negra o marrón respectivamente. El modelo con esfera marrón y bisel de cerámica marrón tiene una correa del mismo color, mientras que el de esfera verde y bisel de cerámica negra viene con una correa color caqui. El fondo de la caja de ambos modelos está hecha de titanio. Su latido y el resto de las características técnicas es similar a los antes descritos.

De esta manera TAG Heuer le da personalidad propia a la nueva colección de Autavia, la cual permanece fiel a los modelos clásicos que se crearon en un nuevo universo y dentro de la historia de la relojería, la cual empieza a escribir una nueva página a partir de Baselworld 2019.

No Comments Yet

Comments are closed