Emblema de futuro

Es una gran esfera limpia, negra y pulida en una amplia caja de 45 mm. Como un gran vórtice del tiempo donde, por primera vez, Hublot mira el reflejo de su pasado. Y surge nítida, sin nostalgia, la figura de Carlo Crocco, quien de forma provocadora e inteligente desafiaba en los los códigos de la elegancia con la combinación de un reloj de oro con la primera correa de caucho que, por primera vez, se veía en la historia de la relojería. Nacía el Classic Original en 1980 para llevar a los amantes de la relojería más allá de las altas complicaciones y retrotraerlos a la idea básica de confort, resistencia y diseño original. Y a principios de los 90, los relojes Hublot ya se había convertido en los favoritos entre celebridades como el Príncipe Alberto de Mónaco, Giorgio Armani, Elton John y Candice Bergen.

La firma de Nyon cumple 40 años y rinde honor a su origen con una versión mecánica. El “ojo de buey” del barco (hublot, en francés) que abría un nuevo rumbo por explorar en las procelosas aguas de la industria de los relojes de lujo. Classic Fusion 40 Years Anniversary debe resucitar, en estos tiempos, el sentido más revolucionario, creativo y hasta libertino en el seno de una industria que ahora vive momentos difíciles.

“El modelo Classic Fusion encarna 40 años repletos de avances técnicos y de ruptura con lo convencional. No nos hemos limitado a reeditar el 1980 Classic Original, sino que lo hemos reinterpretado para representar al Hublot actual”, explica Ricardo Guadalupe, CEO de Hublot. “Un modelo con un movimiento mecánico para hombre en un formato de 45 mm. Una versión contemporánea inédita que celebra las cuatro décadas de enfoque innovador de Hublot”.

Este sorprendente viaje de cuatro décadas se simboliza, de forma depurada, en el punto germinal a partir del cual nació la historia de éxito de la marca. Tres ediciones refinadas y elegantes en oro amarillo, titanio y cerámica negra. La caja y el bisel cuentan con acabado satinados y el cristal de zafiro presenta el logotipo “40 Years Anniversary” impreso en la parte interna.

Una pieza realmente minimalista que, para los conocedores de la marca, evoca de forma subliminal la evolución incontenible de “El Arte de la Fusión”.  Un lema en el que confiamos otros 40 años más para seguir navegando con rumbo firme y poder divisar, desde el ojo de buey, más venturosas islas repletas de tesoros. Sea la reedición de este sobrio guardatiempo histórico la pausa necesaria para recordar justamente el emblema a partir del cual Hublot se alió con el futuro sin traicionarlo.

La versión de oro amarillo es una edición limitada de 100 piezas y de la de titanio y cerámica negra solo hay 200 relojes de cada una. Es sumergible 100 metros y tiene una reserva de marcha de 42 horas.

 

 

 

Deja un comentario
Artículo anterior

Excepcional “Homenaje a F. A. Lange” con tres piezas especiales

Siguiente artículo

La luz como espectáculo con HYT

Notas relacionadas
Leer más

Tic tac para el día de las madres

20 relojes para sorprender a las mamás. Complicados, florales, con piedras preciosas, icónicos, sport chics y sustentables...

Alma Delia Pacheco

Directora comercial relojes

Heredé el gusto por los relojes desde niña y profesionalmente por el diseño. Desde hace 21 años estoy en este fascinante sector relojero, trabajando de la mano junto con las marcas haciendo estrategias comerciales y de marketing.

SANDRA GUERRA

Gte. de planeación y desarrollo

Ingeniera industrial que encontró en la relojería las máquinas ideales para articular experiencias, arte y creatividad en un engranaje impulsado por personas extraordinarias. Más de 88,600 hrs. de vuelo en estrategia y…

KEVIN GONZÁLEZ

Diseñador digital y multimedia

Geek millennial, amante de la tecnología. Ing. en comunicación multimedia, llevo los relojes mecánicos a la dimensión digital. Siempre al tanto de las tendencias tecnológicas. Mi mantra: "Más que transformación, maduración digital".

LESLIE LÓPEZ

Director editorial

Lector antes que editor. Planté un limonero y escribí un libro. Espíritu deportivo para templar el ánimo. Ldo. en Filosofía (Univ. de Sevilla) y Máster de Periodismo (Complutense de Madrid).

CARLOS ALONSO

Director general

Los contenidos en evolución son su razón de ser sin que importe el soporte. “La vida y la relojería, donde se ha especializado en los últimos 25 años, no son nada sin contenido”. Después de que los soportes hayan vivido una revolución tecnológica es momento de volver a defender el buen periodismo como una necesidad general.

CARLOS MATAMOROS

Editor Podcast
Recibió su primer reloj a los siete años, aprendió a cuidarlo y desde ahí ya no hubo vuelta atrás. Gracias a la carrera espacial y a las de autos, su pasión se dividió entre las máquinas que miden el tiempo y las dedicadas a vencerlo.

ANDRÉS MORENO

Redactor

Decía Antonio Machado que el hacer las cosas bien importa más que el hacerlas. Me he guiado por esta máxima durante casi veinte años que llevo escribiendo de relojes. En mi mano está hacerlo del modo más ameno posible.
Total
0
Share