Un tourbillon que juega con la luz

El nuevo Quasar Azure de Girard-Perregaux rinde otro homenaje especial al legado de los tres puentes de La Esmeralda, la pieza icónica de la maison.

Una nueva interpretación estética magistral de la interacción del paso del tiempo con la luz y la infinitud del espacio sideral. Girard-Perregaux vuelve a exhibir su ingeniería en una nueva caja de zafiro “tipo box” teñida de azul. Un proceso de más de 200 horas de trabajo para crear, colorear, fresar y pulir esta escultórica pieza en la manufactura. El nuevo Quasar Azure rinde otro homenaje especial al legado de los tres puentes de La Esmeralda, la pieza más icónica de la centenaria maison.

Tras la primera versión del Quasar en zafiro, esta nueva declinación hace flotar el tourbillon en tonos azulados. La jaula con forma de lira es un diseño histórico del siglo XIX. Incorpora el sistema de cuerda unidireccional con el microrrotor de oro blanco, colocado técnicamente tras el barrilete. Un detalle que contribuye a la máxima transparencia del movimiento esqueletado.

Toda una inspiración arquitectónica de aspecto vanguardista que, por otro lado, mantiene firme el estilo de los puentes de La Esmeralda —fabricados en titanio y en contraste con el tratamiento NAC de la platina—. “Cuando la luz baña el tourbillon, el Quasar Azure brilla como una estrella en la misteriosa oscuridad del espacio. Este modelo es testigo de nuestra maestría en la alta relojería y se basa en nuestro lenguaje de diseño”, señala Patrick Pruniaux, CEO de la firma relojera. “En este caso, lo vemos a través del prisma de la tecnología más vanguardista. El Quasar Azure es una expresión brillante y atrevida de la maestría técnica, el diseño contemporáneo y el rico legado de la empresa. El Quasar Azure encarna la misma esencia de Girard-Perregaux”.

El nuevo color también se aplica al material luminiscente de las agujas de horas y minutos tipo dauphine, así como a las costuras azules de las correas. Este Girard-Perregaux Quasar Azure es una edición limitada de 8 piezas. Monta el calibre automático de manufactura GP09400-1035, que late a 21,600 alt/h y aporta una reserva de marcha de 60 h.

Deja un comentario
Artículo anterior

Micromecánica ultrafemenina

Siguiente artículo

Panerai se une a la fiebre del brazalete inteligente

Notas relacionadas
Vender Relojes con estilo Silas Walton 2
Leer más

El arte de vender relojes ANTIGUOS con estilo

La firma londinense A Collected Man se ha especializado en los grandes maestros independientes. Una de las claves de su éxito es su exquisita selección de piezas exclusivas.
Leer más

Baño fresco de alegría

Baume & Mercier presenta la quinta generación de su Riviera. Tres referencias y apuesta por su calibre in house Baumatic.

Alma Delia Pacheco

Directora comercial relojes

Heredé el gusto por los relojes desde niña y profesionalmente por el diseño. Desde hace 21 años estoy en este fascinante sector relojero, trabajando de la mano junto con las marcas haciendo estrategias comerciales y de marketing.

SANDRA GUERRA

Gte. de planeación y desarrollo

Ingeniera industrial que encontró en la relojería las máquinas ideales para articular experiencias, arte y creatividad en un engranaje impulsado por personas extraordinarias. Más de 88,600 hrs. de vuelo en estrategia y…

KEVIN GONZÁLEZ

Diseñador digital y multimedia

Geek millennial, amante de la tecnología. Ing. en comunicación multimedia, llevo los relojes mecánicos a la dimensión digital. Siempre al tanto de las tendencias tecnológicas. Mi mantra: "Más que transformación, maduración digital".

LESLIE LÓPEZ

Director editorial

Lector antes que editor. Planté un limonero y escribí un libro. Espíritu deportivo para templar el ánimo. Ldo. en Filosofía (Univ. de Sevilla) y Máster de Periodismo (Complutense de Madrid).

CARLOS ALONSO

Director general

Los contenidos en evolución son su razón de ser sin que importe el soporte. “La vida y la relojería, donde se ha especializado en los últimos 25 años, no son nada sin contenido”. Después de que los soportes hayan vivido una revolución tecnológica es momento de volver a defender el buen periodismo como una necesidad general.

CARLOS MATAMOROS

Editor Podcast
Recibió su primer reloj a los siete años, aprendió a cuidarlo y desde ahí ya no hubo vuelta atrás. Gracias a la carrera espacial y a las de autos, su pasión se dividió entre las máquinas que miden el tiempo y las dedicadas a vencerlo.

ANDRÉS MORENO

Redactor

Decía Antonio Machado que el hacer las cosas bien importa más que el hacerlas. Me he guiado por esta máxima durante casi veinte años que llevo escribiendo de relojes. En mi mano está hacerlo del modo más ameno posible.
Total
0
Share