Un día con Breguet en Frieze Los Ángeles: arte, relojes y el “outfit” de las “celebrities”

La expresiva luminosidad del arte para entender mejor la maestría de Breguet.

Los outfits pueden ser muy extravagantes y casi compiten con las inesperadas obras de arte que se exhiben en Frieze. Entre la multitud de invitados se cruzan discretamente Cindy Crawford con su marido, Jared Leto o Gwyneth Paltrow. Son algunos de los vecinos ilustres de Santa Mónica. La celebración de Frieze LA tiene lugar en un hangar del aeropuerto privado de la ciudad costera californiana. Mientras se escuchan las hélices de algunas avionetas, se mantiene el incesante ir y venir de los asistentes que se paran frente a cuadros, esculturas y otras obras sosteniendo en la mirada un indescifrable signo equidistante entre la interrogación, la admiración y la estupefacción. El mercado del arte sin límites en todo su esplendor.

Breguet y Frieze hasta 2024

Breguet se unió a Frieze a comienzos del 2022 y esta relación artística continuará hasta el 2024. Cinco eventos internacionales que recorrerán el mundo. Frieze cuenta con cinco ferias de arte y se ha convertido en una de las grandes plataformas globales de la cultura contemporánea. La primera exposición tuvo lugar en Nueva York en The Shed en Manhattan, pero también llegará a Londres y Seúl. Los Ángeles es la otra ciudad norteamericana donde Frieze estimula el mercado artístico y cultural.

Lionel a Marca, CEO de Breguet

“Nuestra marca siempre ha estado vinculado al mundo del arte, ya sea a través de nuestro fundador, que creó el estilo neoclásico que inspiró la relojería moderna, o de nuestros artesanos, que dentro de nuestra manufactura perpetúan el saber hacer ancestral de la decoración de las esferas y los movimientos”, afirma Lionel a Marca, CEO de Breguet. “Colaborar con una feria como Frieze, que muestra los talentos de hoy y de mañana tiene por tanto para nosotros pleno sentido. Estamos satisfechos y orgullosos de iniciar esta asociación”,

Emily Glazebrook, directora comercial de Frieze comentó que la asociación global de Breguet con Frieze comenzó en Nueva York en el primer evento y un encargo del artista Pablo Bronstein. “Breguet tiene fuertes vínculos con las artes visuales y, al igual que Frieze, fundamental su actividad en una apreciación duradera de la innovación, la creatividad y la calidad”, asegura Glazebrook.

Lounge Breguet

Pablo Bronstein, el artista argentino, presenta una obra inspirada en el universo onírico y barroco del siglo XVIII en curaduría para la firma relojera. El siglo de los grandes descubrimientos donde también se incardina la figura de Breguet. La relojería como ciencia, como campo de investigación físico y también militar (cronómetros marinos). Y Breguet como un maestro que aunaba el saber integral de inventor, científico, matemático, ingeniero y artesano. ¿La mejor idea para sintetizar todo este cúmulo de saberes en el siglo de la Enciclopedia y la Ilustración? La luminosa expresividad del arte. La obra de Bronstein ilustra grandes máquinas imaginarias que también toma inspiración en el universo de los mecanismos relojeros —“Scenic Wallpaper with Important Machinery of the 18th Century: Gold Rust” (2022)—. Y sus dibujos ilustran las paredes del cómodo lounge de Breguet. En cada edición de Frieze, el espacio de Breguet se adapta de distinta forma con los motivos estéticos de Pablo Bronstein.

Un antiguo reloj de bolsillo de las colecciones del Museo Breguet preside el lounge de la firma en Frieze. En 1797, Abraham-Louis Breguet tuvo la idea de lanzar un reloj de bolsillo refinado y minimalista equipado con una sola aguja y una esfera esmaltada. Un reloj de “Souscription” porque el comprador debía pagar una cuarta parte del precio al encargar su futura compra. Es el modelo que inspira la colección Tradition, que también se expone en la feria. El visitante puede ver un mecanismo fusée tourbillon en plena acción y, con la ayuda de un maestro relojero, practicar la realización de un gilloché de forma artesanal con una de las máquinas históricas que emplea la manufactura de Breguet.

Lounge de Breguet en la edición previa de Nueva York.

Leslie López

Lector antes que editor. Planté un limonero y escribí un libro. Espíritu deportivo para templar el ánimo. Ldo. en Filosofía (Univ. de Sevilla) y Máster de Periodismo (Complutense de Madrid).

Artículo anterior

Amarás Damiani por muchas razones

Siguiente artículo

Jacob & Co. y la cosmovisión azteca

Notas relacionadas
Leer más

Un pionero en altamar

En la próxima America’s Cup, el equipo Luna Rossa estrenará un Panerai de Ti-Ceramic, un material que requirió siete años de desarrollo.

MANUEL MARTÍNEZ

Director editorial

Me gusta encontrar y contar historias, desde hace 15 años con la relojería, el estilo de vida y el lujo como telón de fondo. Las revistas siguen siendo mi debilidad, así que en Tiempo de…

Alma Delia Pacheco

Directora comercial relojes

Heredé el gusto por los relojes desde niña y profesionalmente por el diseño. Desde hace 21 años estoy en este fascinante sector relojero, trabajando de la mano junto con las marcas haciendo estrategias comerciales y de marketing.

KEVIN GONZÁLEZ

Diseñador digital y multimedia

Geek millennial, amante de la tecnología. Ing. en comunicación multimedia, llevo los relojes mecánicos a la dimensión digital. Siempre al tanto de las tendencias tecnológicas.

LESLIE LÓPEZ

Director editorial

Lector antes que editor. Planté un limonero y escribí un libro. Espíritu deportivo para templar el ánimo. Ldo. en Filosofía (Univ. de Sevilla) y Máster de Periodismo (Complutense de Madrid).

CARLOS ALONSO

Director general

Los contenidos en evolución son su razón de ser sin que importe el soporte. “La vida y la relojería, donde se ha especializado por más de 30 años, no son nada sin contenido”. Después de que los soportes hayan vivido una revolución tecnológica es momento de volver a defender el buen periodismo como una necesidad general.

ANDRÉS MORENO

Redactor

Decía Antonio Machado que el hacer las cosas bien importa más que el hacerlas. Me he guiado por esta máxima durante casi veinte años que llevo escribiendo de relojes. En mi mano está hacerlo del modo más ameno posible.
Total
0
Share