“Queremos sorprender siempre”

Este año se juega el Mundial de Qatar y Ricardo Guadalupe, CEO de Hublot, ya está metiendo goles. La firma sigue trayendo innovadoras propuestas y en proceso de crecimiento.

Hublot sigue creciendo y ya se plantea la construcción de una nueva manufactura en Nyon. Y con 40 años recién cumplidos, lanza su primer reloj en caja cuadrada. Ricardo Guadalupe, CEO de Hublot, sigue firme y metiendo goles este año que se juega el Mundial de Qatar, donde son aliados. “Queremos sorprender siempre”. Y lo consiguen.

Nuevas propuestas

—Usted es un mago del producto. No hay muchos errores en Hublot. Y el reloj cuadrado es un porcentaje muy bajo en el mercado. Estamos sorprendidos con el nuevo Square. ¿De dónde surge esta idea?
—El reloj cuadrado es una forma muy particular y hay muy pocas marcas que ofrezcan un reloj así. Era un gran reto para nosotros. Pero hemos tenido ya una experiencia con el reloj “tonneau”, el Spirit of Big Bang, y hoy en día es ya el 15% de nuestras ventas en Hublot. En cuanto al reloj de forma, creo que hay una tendencia, por ejemplo en China, con clientes que quieren un reloj redondo y también un reloj de forma. Obviamente no va a ser el 50% de nuestras ventas mañana y pienso que también puede canibalizar al reloj tonneau, pero creo que podemos hacer un en torno a un 20 o 25% con lo que llamo la “colección de forma”, en la cual está el tonneu y este square y mañana podría haber otra cosa, no se sabe. Siempre he soñado con hacer un reloj cuadrado y es difícil. Vi que era el momento oportuno, aunque no será como el Big Bang, que es el 50% de nuestras ventas claramente. Queremos conquistar nuevos clientes y hay fans de Hublot que seguramente van a estar interesados. Con este lanzamiento, los retailers se muestran entusiastas y hay clientes que ya han llamado. Algo pasa, veremos luego el resultado final.

—Las buenas marcas de fashion tienen en cada boutique un captador de tendencias con muchos productos. Hublot es así. ¿Qué responde el mercado?
—Todo lo que hacemos sobre la innovación como el zafiro morado, relojes con Murakami o cerámica de color, o el Sang Bleu, son talking-piece que en un 90% hacen hablar de nuestra marca, pero finalmente representan el 10% de nuestras ventas. Son las piezas que hacen soñas con nuestra marca, aunque realmente vendemos cada día el Big Bang original del 2005, que sigue siendo nuestro best-seller; y  el Classic Fusion en tres agujas representa el 45% de nuestras ventas, que se vende cada día como la pieza en titanio, y va de 7,000 a 10,000. Es eso nuestro “core range”, lo que hace el 80% de nuestro negocio.

Nuevos colores para el Big Bang Integral Ceramic

—Hublot se adelantó mucho en ser audaces e imaginativos. Ahora hasta las marcas clásicas quieren ser audaces. ¿Cómo se siente ahora?
—Somos un clásico moderno, con un toque de fusión, no un clásico del lado tradicional. Y queremos ser el líder en innovación. Si miramos la cerámica o el caucho, muchas marcas ya tienen un reloj, o incluso las grandes casas de Ginebra tienen ya los biseles en cerámica, o brazaletes en caucho, pero queremos ser mejores y ahí está la cerámica roja, o los cuatro colores del Big Bang Integral, es algo más complicado que otros lo hagan. Y el ejemplo del zafiro a color somos un líder incontestable, ya que hacemos 300 o 400 piezas, mientras que la segunda marca puede hacer unas 20.

—También está el ejemplo del carbono, que tienen una fábrica, y no hay tantos colores, solo verde o naranja.
—Sí, lo utilizamos en algunos relojes más complicados. Pero es más fácil hacerlo con la cerámica tecnológicamente. A nivel de movimientos, trabajamos duro con innovaciones y el año próximo tendremos una gran complicación, pero cuando se toca el movimiento, aunque somos eficaces, se necesitan cinco o más años para un nuevo calibre de principio a final.

Mundo digital

—Habla de las ventas de sus piezas icónicas, ¿realmente hace falta hablar ahora del NFT y piezas con Murakami? ¿Creemos en el NFT?
—Soy una persona ya no tan joven para comprenderlo exactamente, pero tengo que abrirme al mundo y de lo que hablan todos, también los jóvenes. El factor es hacerlo con Murakami, que es un experto en ello. Es más dar una experiencia y un servicio particular al cliente que lo compra. Hemos hecho 300 NFT y el primer día del lanzamiento ya 50 clientes lo obtuvieron y lo activaron. No haremos “business” con el NFT, pero nos da la posibilidad de hablar con los clientes de nuevo y que vengan a la boutique.

—Hublot ahora está en la sustentabiliad. En la parte provocadora, ya descubrieron el futbol, el boxeo, Depeche Mode… Su catálogo está muy hecho. ¿Es el momento de ser conservador?
—Queremos sorprender siempre. Pero los jóvenes quieren que una marca haga cosas de sustentabilidad, ecológicas y para la protección del planeta. Y podemos contar cosas interesantes en una aventura única como la increíble expedición Polar Pod. Jean-Louis Etienne es el nuevo Julio Verne de los tiempos modernos. Hacer soñar con la marca a través de estos patrocinios. Ya no estamos con Ferrari y adoptamos una dirección nueva que es más sustentable, pero también disruptiva.  Con el concepto de “exploration” vendrán cosas sobre el mar, la Tierra y el espacio.

—Ya no se habla tanto de la mecánica. El diseño y la estética dominan el discurso. ¿Es peligroso que la técnica pase a un segundo plano?
—Lo que veo es que las complicaciones tradicionales existen desde hace mucho tiempo, como un tourbillon o un repetición de minutos. Imagina para qué sirve hoy un calendario perpetuo mecánicamente. Es por el diseño, nunca he visto a una persona que lo tenga ajustado. La gente no sabe cómo hay que poner la luna. Tenemos que ir más allá para reinventar la mecánica, no sólo como función, sino para traer el diseño al reloj. Por ello, queremos mostrar el movimiento en la carátula para que sea parte integral del reloj. Que su mecanismo también tenga ese valor. Como han hecho otras marcas, que un repetición de minutos tenga los timbres sobre la carátula, no debajo simplemente: nuevas interpretaciones, sonidos, para dar más “show” sobre el reloj si queremos.

Hublot Big Bang Integral Tourbillon Cathedral Minute Repeater Ceramic. El primer repetidor de minutos fabricado en cerámica del mundo.

Retos del mercado

—El “preowned” es  ahora muy fuerte. Y una marca sólida debe controlar la especulación de precios porque puede afectarle. ¿Les preocupa?
—Sí. Nuestro trabajo es hacer relojes nuevos, no ocuparnos del negocio “preowned”, pero controlamos lo que está pasando en estas plataformas, como Chrono24, que puede tener el 60% más o menos de este negocio. A nivel de grupo LVMH, trabajamos con una aplicación con algoritmos que nos permite controlar lo que está pasando online: anuncios de la marca, precios, etc. Y así controlamos que el precio sea adecuado cuando vemos un reloj Hublot en cualquier lugar del mundo. Y compramos cada año relojes. Pero también existe el “mercado paralelo”, que es vender relojes nuevos, pero no por el canal oficial. Y esto lo controlamos ahora con nuestra garantía gracias al blockchain. Te permite ver que la garantía está activada en el modo justo y en el puesto justo. Si un reloj que tendría que estar en México, va a Estados Unidos, podemos identificarlo.

El Mundial de Qatar está a la vuelta de la esquina.

—Se ha marcado posicionar a Hublot en el top-five de la relojería suiza. ¿Cómo ve ese objetivo?
—No estamos lejos. Si miramos a Morgan Stanley, estamos entre los 10 primeros. El problema de la historia de Hublot es que ha tenido 24 años un reloj clásico y muchos relojes de cuarzo. No puede ser el mismo valor que uno mecánico. Y después está la época post Big Bang, que es otro periodo. Estamos divididos en dos periodos y es un problema cuando tratamos de mantener el precio sobre relojes de antes. Uno en cuarzo de esa época se pueden vender en 2 o 3 mil dólares, pero es imposible subirlo a 30 mil con cuarzo. Desde que lanzamos el Big Bang hace 17 años hemos trabajado sobre una construcción de marca y un posicionamiento que tal vez no es una referencia absoluta, pero sí de manufactura con cierto nivel. Estamos a mitad de camino. Nuestros movimientos de manufactura son un 20 o 25% de la producción y lo quiero subir al 75%. Vamos a construir una nueva manufactura en Nyon, un edificio tres veces más importante del que tenemos actualmente. Y tenemos que verticalizar más la producción, con el calibre Unico, otro movimiento automático en el futuro, así como también sistematizar la fabricación de los materiales,  fabricar más piezas de zafiro y cerámica. Hay más camino por recorrer.

—Llega el Mundial de futbol. México lo vive mucho. ¿Hay algo especial?
—Hemos firmado un acuerdo con la Federación Mexicana de Fútbol y lanzaremos un modelo conectado mexicano en edición limitada con el equipo nacional.

Hublot Big Bang Unico UEFA Champions League

Artículo anterior

Veneramos a Lange por creaciones así

Siguiente artículo

Montblanc Summit 3, el smartwatch más cool y funcional

Notas relacionadas
Leer más

Chopard Alpine Eagle: verde con causa

Los matices importan mucho. Al azul Aletsch, gris Bernina o negro Absolu, se suma el “verde pino”. Y las acciones de la Fundación Alpine Eagle ya cuentan.
Leer más

Sensibilidad metálica

El brazalete del Big Bag Integrated King Gold de Hublot es ya un must de la relojería. Sensualidad y emociones a flor de piel.
Leer más

Libertad de colores

Versatilidad extrema con el Big Bang One Click de Hublot. Posibilidades infinitas para un corazón que late con calibre automático y se embellece con diamantes.

Alma Delia Pacheco

Directora comercial relojes

Heredé el gusto por los relojes desde niña y profesionalmente por el diseño. Desde hace 21 años estoy en este fascinante sector relojero, trabajando de la mano junto con las marcas haciendo estrategias comerciales y de marketing.

SANDRA GUERRA

Gte. de planeación y desarrollo

Ingeniera industrial que encontró en la relojería las máquinas ideales para articular experiencias, arte y creatividad en un engranaje impulsado por personas extraordinarias. Más de 88,600 hrs. de vuelo en estrategia y…

KEVIN GONZÁLEZ

Diseñador digital y multimedia

Geek millennial, amante de la tecnología. Ing. en comunicación multimedia, llevo los relojes mecánicos a la dimensión digital. Siempre al tanto de las tendencias tecnológicas. Mi mantra: "Más que transformación, maduración digital".

LESLIE LÓPEZ

Director editorial

Lector antes que editor. Planté un limonero y escribí un libro. Espíritu deportivo para templar el ánimo. Ldo. en Filosofía (Univ. de Sevilla) y Máster de Periodismo (Complutense de Madrid).

CARLOS ALONSO

Director general

Los contenidos en evolución son su razón de ser sin que importe el soporte. “La vida y la relojería, donde se ha especializado en los últimos 25 años, no son nada sin contenido”. Después de que los soportes hayan vivido una revolución tecnológica es momento de volver a defender el buen periodismo como una necesidad general.

CARLOS MATAMOROS

Editor Podcast
Recibió su primer reloj a los siete años, aprendió a cuidarlo y desde ahí ya no hubo vuelta atrás. Gracias a la carrera espacial y a las de autos, su pasión se dividió entre las máquinas que miden el tiempo y las dedicadas a vencerlo.

ANDRÉS MORENO

Redactor

Decía Antonio Machado que el hacer las cosas bien importa más que el hacerlas. Me he guiado por esta máxima durante casi veinte años que llevo escribiendo de relojes. En mi mano está hacerlo del modo más ameno posible.
Total
17
Share